El castillo Vogelod

Cine de terror, ciencia ficción, fantasía y literatura fantástica

Series de ciencia ficción en la televisión

Aunque no es uno de los géneros predominantes en la televisión, la ciencia ficción forma parte de la historia del medio televisivo, comenzando a partir de finales de los años 40 en EEUU con series de bajo presupuesto destinadas a programas menores, hasta 1990 donde se desarrolló por canales de cable.

Durante algunos años, la industria consideró a la ciencia ficción un género poco apto para la televisión. Además de tener un limitado público para los anunciantes, la ciencia ficción presenta una problemática propia del género en que el mundo futuro y sus argumentos especulativos desafía al presupuesto y las limitaciones narrativas del medio televisivo, sobre todo en las primeras décadas del mismo.

Flash Gordon Captain Video and His Video Rangers
Flash Gordon Captain Video and His Video Rangers

Sin embargo, a lo largo de los años los productores descubrieron que la ciencia ficción podía tener un publico potencial y atraer a más audiencia, y que esas audiencias, aun a menudo limitadas, eran increiblemente fieles a sus programas favoritos. Como consecuencia de ello, en la década de los 80 y los 90 se produjo un enorme aumento de las series de ciencia ficción, especialmente fuera del mercado de las tres tradicionales cadenas norteamericanas de televisión en abierto.

Creado como un género para niños a finales de los años 40 y principios de los 50, los programas de ciencia ficción norteamericanos seguían a menudo el formato de un serial, apareciendo las tardes de los sábados o al comienzo del primer time en la programación de noche.

Emitidas en varias semanas, en los primeros ejemplos de este género figuran las aventuras de protagonistas, mayoritariamente varones, en su lucha para mantener la ley y el orden en el espacio ultraterrestre.

Estos tempranos "space westerns" incluian a 'Captain Video and His Video Rangers' (Dumont 1949-55), 'Buck Rogers' (ABC 1950-51), 'Flash Gordon' (Syndicated 1954-55), 'Space Patrol' (ABC 1950-55), y 'Tom Corbett, Space Cadet' (CBS/ABC/NBC 1950-555).

Tales of Tomorrow
Tales of Tomorrow

Cada serie se enfrentó con su dinámica de héroe contra una infinita variedad de amenazas intergalácticas, ya fuesen exóticos alien conquistadores, malvados científicos locos, o misteriosas fuerzas del universo. Todas estas series eran de muy bajo presupuesto, pero no impidió equipar a cada heroe con una fantástica variedad de equipamiento futurista, como la "radio cascos", pistolas de rayos, y el famoso anillo descodificador del Captain Video.

Además, las campañas publicitarias vendían réplicas de plástico de estos héroes televisivos para devotos de las series. De estos primeros ejemplos de series de televisión de ciencia ficción, Captain Video es particularmente popular. Fue la primera que se emitió, de lunes a viernes, de media hora de duración -y mas tarde quince minutos de duración-. Uno de los primeros éxitos de la televisión, el programa fue durante muchos años una pieza financiera clave para Dumont Televisión Network., y solo se canceló cuando la propia Dumont Network dejó de existir en 1954.

Como era la tipica serie para niños, Captain Video concluía cada episodio con un sermón sobre los valores morales, la buena ciudadanía u otras cualidades para que su joven audiencia lo emulara.

Sin embargo, tan buenas intenciones no bastó para impedir que las aventuras del Captain Video y sus compañeros del espacio se convirtieran en la primera de muchas controversias sobre los programas para niños. Los críticos atacaban estas series por su exceso de violencia y su habilidad para sobreexcitar la imaginación infantil.

En este sentido, la preocupación en los inicios sobre los programas de ciencia ficción, aumentó en 1950, y el debate culminó con la publicación en 1954 de Seduction of the Innocent escrito por el doctor Fredric Wertham, que era un ataque a la industria del comic, que dió lugar a una serie de audiencias en el Congreso sobre los vínculos de la cultura popular y la delincuencia juvenil.

La programación de ciencia ficción que era destinada a la audiencia adulta en estos inicios de la televisión, eran casos raros, y se limita casi exclusivamente a 'Lights Out' (NBC 1949-52), 'Out There' (CBS 1951-52), y 'Tales of Tomorrow' (ABC 1951-53).

Men Into Space Men Into Space
Men Into Space Men Into Space

Al igual que otras series de la época, estas dependían en gran medida de las adaptaciones de relatos ya escritos, con titulos de Julio Verne, H. G. Wells o Ray Bradbury. 'Tales of Tomorrow' de la ABC, incluso adaptó en media hora el libro Frankenstein o el moderno Prometeo de Mary Shelley, protagonizado por Lon Chaney Jr. como el monstruo de Frankenstein.

Curiosamente, cuando Hollywood puso de moda las películas de ciencia ficción en los 50, intentado captar sobre todo al público adolescente, la presencia de esas series en la televisión se redujo drásticamente. Una excepción fue 'Science Fiction Theater' (1955-57), serie que presentaba historias especulativas basadas en contemporaneos tópicos de investigación científica.

La vuelta de la ciencia ficción a la televisión coincidió con el aumento de las tensiones y la guerra fría con la antigua URSS. Como respuesta al lanzamiento sovietico del satélite espacial Sputnik, 'Men Into Space' (1959-60), de la CBS, participaba de manera explícita en el intento de promocionar el interés por la carrera espacial, mientras que celebraba también la tecnología y el heroísmo estadounidense que se veían amenazados por el éxito soviético.

Otras series eran más complejas en su respuesta a los conflictos sociales y tecnológicos de esa "Nueva frontera" que la retórica de la administración Kennedy exaltaba. En particular 'En los límites de la realidad' (The Twilight Zone, CBS 1959-64) y 'Rumbo a lo desconocido' (The Outer Limits, ABC 1963-65), programas que llegaron a convertirse en los dos más celebres del género, a menudo con comentarios críticos sobre la "Nueva frontera" del presidente Kennedy.

Presentado y en su mayor parte escrito por Rod Serling, el aclamado escritor de televisón, 'En los límites de la realidad' es una serie aunque no exclusivamente basada en la ciencia ficción, a menudo acudía al género para crear alegóricos cuentos de la condición humana y el caracter nacional americano.

En los límites de la realidad Rumbo a lo desconocido
En los límites de la realidad Rumbo a lo desconocido

Algunos de los mas memorables episodios de la serie utiliza la ciencia ficción para desfamiliarizar y cuestionar los valores conformitas de la sociedad de postguerra, así como el aumento de la paranoia en la confrontación de la guerra fría. De entre esos episodios, The Monsters are Due on Maple Street fue quizás el más emblemático de estas críticas.

En ese episodio, una nave sobrevuela una tranquila zona residencial. Los vecinos piensan que los extraterrestres han tomado apariencia humana para camuflarse entre ellos, y comienzan a buscar a los supuestos aliens camuflados. Entonces, la antaño tranquila comunidad se vuelve peligrosa y paranoica, buscando a quien ellos creen que es un extraterrestre.

Más propiamente de ciencia ficción fue 'Rumbo a lo desconocido', con episodios de una hora de duración. Mucho más siniestra que 'En los límites de la realidad', la serie 'Rumbo a lo desconocido' tambien contenía alegorías sobre el espacio, la ciencia y la sociedad americana. En una época de celebración casi unánime sobre la tecnología y la ciencia norteamericanas, esta serie destaca por su particular y sombría visión del futuro y la tecnocracia, utilizando su formato de serie para presentar una serie de parábolas y relatos narrativos de aniquilación.

De los episodios, quizás el más celebrado fuese la premiada historia Demon with a Glass Hand, un episodio que sigue siendo uno de los más sofisticados que se han producido para la televisión. Un hombre que ha perdido la memoria descubre que es un cyborg que viene del futuro al presente para evitar la destrución de la humanidad.

Si bien 'En los límites de la realidad' y 'Rumbo a lo desconocido' siguen siendo los ejemplos más memorables del género en esa época, la ciencia ficción de mediados de los 60 en la televisión estuvo dominada, en términos del total de horas de programación, por el trabajo del productor Irwin Allen.

Perdidos en el espacio Viaje al fondo del mar
Perdidos en el espacio Viaje al fondo del mar
Tierra de gigantes El túnel del tiempo
Tierra de gigantes El túnel del tiempo

Las series de Allen para la ABC, dirigidas principalmente a un público adolescente, incluyen 'Viaje al fondo del mar' (Voyage to the Bottom of the Sea, ABC 1964-68), 'Perdidos en el espacio' (Lost in Space, CBS 1965-68), 'El túnel del tiempo' (Time Tunnel, ABC 1966-67), y 'Tierra de gigantes' (Land of the Giants, ABC 1968-70).

Cada serie usaba una premisa de ciencia ficción para crear una historia de aventuras y acción para la familia. De entre ellas, 'Perdidos en el espacio' fue la de más exito. Centrado en el joven Will Robinson y su amigo Robot, la serie adaptó la novela Los Robinson suizos de Johann D. Wys al espacio ultraterrestre, y contaba una historia espacial con las aventuras de una familia intentando retornar a la Tierra.

Algunas otras series de televisión de los 60, si bien no centradas en la ciencia ficción, si incorporaban elementos del espacio y tecnología futurística en sus historias. Tras el éxito de 'Los Picapiedra', serie de dibujos animados ambientada en la prehistoria, la ABC estrenó 'Los Supersónicos' (The Jetsons, 1962-63), dibujos animados sobre una familia futurista del próximo siglo.

Los Supersónicos Mi marciano favorito
Los Supersónicos Mi marciano favorito

Otras cadenas crearon nuevas series, como la comedia 'Mi marciano favorito' (My Favorite Martian, CBS 1963-66), sobre un marciano que viene a la tierra y se queda en casa de un periodista, o 'Mi bella genio' (Dream of Jeannie, NBC 1965-70), sobre un astronauta y una bella genio. La serie 'Batman' (ABC 1966-68) mostraba una tecnología que ayudaba a Batman en su lucha contra los criminales de Gotham City.

También destaca en esta época, un ciclo de series de espías inspiradas por el éxito de las peliculas de James Bond. De este ciclo, la serie británica 'El prisionero' (The Prisoner, CBS 1968-69), fue la más firmemente basada en la ciencia ficción, que narra la historia orwelliana de un ex agente secreto despojado de su identidad y llevado a una supuesta zona de descanso que en realidad es una cárcel.

Pero con mucho, la serie más vista y conocida de los años 60, y probablemente de toda la televisión, fue 'Star Trek' (NBC 1966-69), una serie descrita por su creador Gene Roddenberry como un vagón de tren en el espacio.

Star Trek Doctor Who
Star Trek Doctor Who

Aunque situada en el siglo 23, el mundo de Star Trek está basado en las preocupaciones de la América de los años 60. Uniendo aventuras y acción con cuestiones sociales, la serie aborda temas como el racismo, la guerra, el sexismo, e incluso el floreciente movimiento hippi.

Aunque fue una serie de moderado éxito, con el tiempo se ha convertido quizás en las mas conocida de las series en la historia de la televisión, y ha inspirado toda una subcultura de fans, que se llaman a si mismos trekkies o trekkers, que celebran convenciones de fans de la serie. Además se editan libros sobre la misma, llegándose finalmente a una rentabilidad comercial del universo Star Trek en los años 1980 y 1990 a través de las películas y nuevas series para la televisión.

Como Star Trek, la serie producida por la BBC 'Doctor Who' también atrajo a numerosos fans. En producción desde 1963 a 1989, 'Doctor Who' se convirtió en la serie de más duración de todas las que se han emitido por la televisión.

La serie fue lo suficientemente popular en el Reino Unido, para inspirar dos películas en las que el Doctor lucha contra sus archienemigos los Daleks: 'Dr. Who y los Daleks' (Dr. Who and the Daleks, 1965) y 'Los marcianos invaden la Tierra' (Daleks: Invasion Earth 2150 AD, 1966). La serie fue más tarde importada a los EEUU y se convirtió rapidamente en una serie de culto.

Si bien la mayoría de las series de ciencia ficción en la televisión de la década de los 50 y 60 contaban las aventuras de los terrícolas en el espacio ultraterrestre, el aumento del interés popular en los Objetos Volantes no Identificados (OVNIs) dió lugar a la producción, en los finales de los años 60 y comienzo de los años 70, de un buen número de series basadas en la premisa del secreto OVNI y los potencialmente hostiles visitantes extraterrestres a la Tierra.

'Los Invasores' (The Invaders, ABC 1967-68), describe la lucha de un hombre para parar una invasión extraterrestre, mientras que 'Ovni' (UFO, Syndicated 1972) trata de una organización secreta dedicada a repeler un inminente ataque OVNI.

Los Invasores Espacio: 1999
Los Invasores Espacio: 1999

El veterano productor Jack Webb creó 'Proyecto UFO: investigación OVNI' (Project UFO, NBC) en 1978, que investigaba inexplicables casos OVNIs tomados de los archivos de la Fuerza Aerea de los EEUU. 'In Search Of ' (Syndicated 1976), trataba sobre temas paranormales y de extraterrestres, presentado por el Sr. Spock de Star Trek, Leonard Nimoy.

Sin embargo, durante la decada de los 70, la ciencia ficción entró, una vez más, en declive, con series que sólo duraron una temporada o menos. Series como 'Planet of the Apes' (CBS 1974) y 'La fuga de Logan' (Logan's Run, CBS 1977-78), trataron de adaptar las peliculas en la que se basaban al primer time de la televisión, pero con escaso éxito.

Más sonado fue el fracaso de la serie británica 'Espacio: 1999' (Space: 1999, Syndicated 1975-77). Protagonizada por Martin Landau y Barbara Bain, la serie seguia a unos colonos lunares. La serie se anunció como la producción más cara que se había realizado hasta la fecha, pero a pesar de dicha publicidad, dejó de producirse después de solo 48 capítulos.

El hombre de los seis millones de dólares La mujer biónica
El hombre de los seis
millones de dólares
La mujer biónica

Dos de las más exitosas series de ciencia ficción de la época fueron 'El hombre de los seis millones de dólares' (The Six Million Dollar Man, ABC 1975-78) y 'La mujer biónica' (The Bionic Woman, ABC/NBC 1976-78).

El "hombre de los seis millones de dólares" era Steve Austin, un piloto de pruebas que resulta gravemente herido en un accidente y luego reconstruido con partes cibernéticas y poderes que le convierten en un "hombre biónico". La novia de Austin, también herida (en un accidente distinto) y reconstruida (por los mismos médicos) estrenó su propio show la temporada siguiente (completado con un perro biónico).

El éxito de estas dos series desencadenó un ciclo de programas dirigidos a niños, con superhéroes con superpoderes de todo tipo, como 'The Invisible Man' (NBC 1975-76), 'El hombre invisible' (Gemini Man, NBC 1976), 'Man From Atlantis' (NBC 1977-78), 'La mujer maravilla' (Wonder Woman, ABC/CBS 1976-79), y 'El increíble Hulk' (The Incredible Hulk, CBS 1978-82).

Buck Rogers en el siglo XXV
Buck Rogers en el siglo XXV
También tuvieron un éxito moderado en los ultimos años de la década de los 70 un par de series destinadas a sacar provecho del éxito de 'La guerra de las Galaxias' (1977) de George Lucas. 'Galáctica, estrella de combate' (Battlestar Galactica, ABC 1978-80), con el patriarca de los Bonanza, Lorne Greene, y 'Buck Rogers en el siglo XXV' (Buck Rogers in the 25th Century, NBC 1979-81), invirtieron grandes cantidades de dinero en los efectos especiales más complejos que se habían visto en la televisión, todo en un intento de recrear el deslumbrante hardware, el rápido ritmo de las batallas espaciales y los extraterrestres de la película de George Lucas.

Menos éxito tuvo la comedia paródica 'La escoba espacial' (Quark, NBC 1978), la historia de los tripulantes de un camión de la basura espacial, que se dedican a limpiar la basura del universo.

En Inglaterra, la decada de los 70 vió el debut de otra serie de la BBC que tendría un público internacional. 'Los siete de Blacke' (Blake's Seven, BBC 1978-81) fue creada por Terry Nation, el mismo que introdujo a los Daleks en el mundo del 'Doctor Who' en los primeros 60. Con un tono más oscuro que la mayoría de las series de ciencia ficción, 'Los siete de Blacke' seguía las aventuras de una banda de rebeldes en el espacio que luchan para derrocar a un gobierno opresivo.

La invasión extraterrestre fue una vez más el tema en la televisión estadounidense en 1983, cuando la NBC programó una mini serie que enfrentó a la Tierra contra una raza de lagartos, que aunque amistosos al principio, su intención en realidad era comerse a los humanos: 'V' (NBC 1984-85) fue lo suficientemente popular para regresar con una secuela el año siguiente, lo que a su vez derivó a su debut como serie semanal en la temporada 1984-85.

Más provocativa fue la producción de corta duración de la ABC 'Max Headroom' (ABC 1987-88), en el único intento que se realizó dentro del subgenero llamado "cyberpunk". "Max", que se convirtió en un fenomeno pop de culto, era la conciencia computerizada del reportero de televisión Edison Carter.

V Max Headroom
V Max Headroom

Siguiendo los patrones paisajísticos del cyberpunk, combinando el futuro tecnológico con la crudeza de los filmes de cine negro, y las influencias del cine contemporáneo como 'Blade Runner', 'Robocop' y 'Perseguido', Max y Edison trabajan juntos para mostrar la corrupción corporativa y la injusticia en la oscura, cibernetica, y opresiva ciudad futura.

Con menos peso que 'Max Headroom' pero sin duda con más exito, hubo dos series que si bien no eran verdadera ciencia ficción, utilizaron premisas fantásticas y tuvieron un audiencia fiel.

Beauty and The Beast A través del tiempo
Beauty and The Beast A través del tiempo

'Beauty and The Beast' (CBS 1987-90) fue una romantica fantasía sobre una mujer que se enamora de una criatura de aspecto de león que vive en una comunidad subterranea de la ciudad de Nueva York; mientras que 'A través del tiempo' (Quantum Leap, NBC 1989-93) seguía las andanzas del Dr. Sam Beckett, que ocupaba diversos cuerpos humanos en diferentes períodos históricos cada semana de emisión de la serie. A pesar de todo, y tener la base de los viajes en el tiempo, 'A través del tiempo' estaba más interesada en dar lecciones morales viendo el mundo a través de los ojos de otras personas.

Con diferencia, la serie más importante fue 'Star Trek: La nueva generación' (Star Trek: The Next Generation, Syndicated 1987-94), producida por Paramount y supervisada por el creador de la original Star Trek, Gene Roddenberry. Gracias al ansia de los fans de la antigua serie de ver una nuevas aventuras de Star Trek, la producción de Paramount se convirtió rápidamente en el programa más visto de la cadena.
Star Trek: La nueva generación
Star Trek: La nueva generación

En muchos sentidos, 'Star Trek: La nueva generación' tiene más en común con series dramáticas de los años 80 y 90 que con la serie original. La nueva generación se convirtió en un drama con una estructura más parecida a 'Canción triste de Hill Street' o 'St. Elsewhere', con un amplio elenco envuelto en aventuras de serial.

En conjunción con las versiones realizadas para el cine, 'Star Trek: La nueva generación', ayudó a cimentar a Star Trek como una institución económica y cultural de los años 80 y 90. Después de un período de siete años, Paramount retiró la serie en 1994, para convertir a la siguiente generación en un universo cinematográfico propio, pero no antes de que el estudio estrenara una nueva revisión con el nombre de 'Star Trek: Espacio profundo 9' (Star Trek: Deep Space Nine, Syndicated 1993-1999) que demostró ser el más claustrofóbico del universo de Star Trek.

Una tercera, 'Star Trek: Voyager' (Syndicated 1995-2001), le sirvió a la Paramount para crear su propia cadena de televisión en 1995.

El éxito de la serie de Star Trek muestra la evolución del mercado televisivo en la decada de los 80 y 90. Como las tres grandes cadenas perdía ranking frente a las cadenas independientes, las de cable y nuevos canales como la Fox, Warner Brothers y UPN, la totalidad de la industria buscó nuevos mercados para mantener sus audiencias.

Brigada espacial SeaQuest: los vigilantes del fondo del mar
Brigada espacial SeaQuest: los vigilantes del fondo del mar

La capacidad de la franquicia de Star Trek de ofrecer calidad y mantener una audiencia, hizo que un buen número de productores avanzasen en la ciencia ficción en esta época. Estas nuevas series van desde 'Babylon 5' (Syndicated 1994-98), a la bizarra 'Brigada espacial' (Space Precinct, Syndicated 1994-95). También tuvieron éxito, dentro de la fantasía, series como 'Los Inmortales' (Highlander, Syndicated 1992-98) y 'Hércules' (Hercules: The Legendary Journeys, Syndicated 1994-99).

En su mayoría, las tres grandes cadenas se quedaron fuera de la ciencia ficción en la decada de los 90, con la excepción de las series de la NBC 'Tierra 2' (Earth 2, 1994-95) y 'SeaQuest: los vigilantes del fondo del mar' (Seaquest DSV, 1993-96) esta última producida por Amblin Entertainment, la productora de Steven Spielberg.

Alien Nation Expediente X
Alien Nation Expediente X

Con mucho, la cadena que difundió más la ciencia ficción en la decada de los 90 fue la Fox, siendo su objetivo la audiencia juvenil. Las producciones de la Fox incluyen a series como 'Alien nación' (Alien Nation, 1989-91), 'M.A.N.T.I.S.' (1994-95), 'Salto al infinito' (Sliders, 1995-2000), 'VR.5' (1995), y 'Space: guerra estelar' (Space: Above and Beyond, 1995-96). Pero el mayor éxito de la Fox fue sin duda 'Expediente X' (The X-Files, 1993-2002).

Aunque fue una sorpresa su tremendo éxito, 'Expediente X' combina ciencia ficción, suspense y terror con dos agentes del FBI que deben de resolver unos inexplicables casos, relacionados con extraterrestres y sucesos paranormales. Al igual que otras series, 'Expediente X' comenzó a tener una legión de fans devotos de la serie.

A principio de los 90, la televisión había acumulado ya una cantidad importante de series de ciencia ficción y tenía una historia detrás, con una audiencia específica, suficiente para incorporar un nuevo canal de televisión: The Sci-Fi Channel debutó en 1992 en EEUU, principalmente programando películas antiguas, pero se enfocó también a una mayor actualidad. En España también se emite como canal de pago.


Creado el 24 noviembre, 2010.

© Copyright 2001-2017 El castillo Vogelod - Pagina personal realizada sin ánimo de lucro - Todos los derechos reservados.