El castillo Vogelod

Cine de terror, ciencia ficción, fantasía y literatura fantástica

Las crónicas de Riddick (The Chronicles of Riddick) 2004

Riddick (Vin Diesel) es capturado por mercenarios cazarecompensas porque han puesto precio a su cabeza, pero se escapa y llega al planeta Helion Primero, donde se encuentra con Imam (Keith David), antiguo conocido y compañero de aventuras en un planeta lejano en el que lucharon contra aliens carnívoros. Imam ha sido el que lo ha delatado.

De pronto el planeta es invadido por los soldados de Lord Mariscal (Keith David), tirano que dirige el Imperio Necrófero, y comienza la huida y la supervivencia.

Los soldados necróferos capturan prisioneros de otras razas y planetas y los convierten en necróferos, soldados de élite del imperio. Riddick huye y entonces es capturado de nuevo por mercenarios, que lo llevan al planeta Crematoria, un planeta muy caliente y donde hay una carcel subterránea. Allí Riddick se encuentra con su amiga Kyra (Alexa Davalos) pero también llegan de nuevo los necróferos tras él.

Dirigida por David Twohy, siguen las aventuras del luchador Riddick, pues es la continuación de 'Pitch Black' (2000), del mismo director, en aquella ocasión una de ciencia ficción-terror y en esta que estamos por desgracia para los amantes del horror espacial, simplemente se olvida el terror para convertirla en una de acción futurista. Un espectáculo de peleas, patadas, efectos especiales, pantalla verde a tutiplén, pero con resultados satisfactorios de esos que parecen reales, visualmente muy lograda, pero en el fondo, todo bastante artificial y superficial.

Lógicamente David Twohy, director especializado en ciencia ficción, consigue reunir en una misma película a los fans del cine de peleas, no necesariamente del de ciencia ficción, cualquier fan de las películas de los actores populares del cine de acción como Van Damme, Jackie Chan, Jet Li, Chuck Norris, o el Dwayne Johnson, podrían disfrutar con ella, y además que también la vea los fans de la ciencia ficción, pero seguramente las motivaciones para verla sean muy diferentes entre ambos grupos: las peleas y explosiones y situaciones imposibles se unen en esta producción, pues es simplemente un divertimento y espectacular, pero le falta algo más, ese algo que tenía 'Pitch Black' (2000) ese tono oscuro y de miedo, son preferibles a los malabarismos acrobáticos de Diesel y compañía, a pesar de la belleza de Alexa Davalos. No obstante, es una gran producción, que quede claro. En 2013, David Twohy y Vin Diesel se reunieron de nuevo para 'Riddick' (2013) secuela de esta.

Duración aproximada: 119 min | 134 min (director's cut).


© Copyright 2001-2017 El castillo Vogelod - Pagina personal realizada sin ánimo de lucro - Todos los derechos reservados.