El castillo Vogelod

Cine de terror, ciencia ficción, fantasía y literatura fantástica

Flight to Mars (1951)

Se lanza una expedición a Marte compuesta por científicos y un periodista para que cuente el día a día del viaje. Llegan a Marte y descubren que está habitada, y que los marcianos llevan observandoles muchos años.

De Monogram Pictures y rodada en color (cinecolor) siendo la primera vez que se usó en una película de viajes interplanetarios como es 'Flight to Mars'. Todo resulta un tanto inverosimil, más bien como un pulp pero sin explosiones ni acción. Los detalles científicos de interés y de realismo que se pueden encontrar son casi inexistentes, por no decir nulos: una vez llegan a Marte (nevado) salen del cohete con unas míseras máscaras de oxígeno que parecen máscaras de aviadores y unos monos de andar por casa, y sin escafandra ni nada.

En cambio, cuando aparecen los marcianos estos están provistos de escafandras y trajes de verdaderos astronautas. Es el mundo al revés. La recreación de la ciudad marciana, que es subterránea, simplemente es correcta en el sentido de intentar mostrar una tecnología y unos edificios que en la tierra no se dispone. Tienen incluso automóviles que vuelan, pero en cambio los marcianos no pueden hacer viajes interplanetarios porque no tienen esa tecnología.

Los marcianos son de aspecto totalmente humano, se comportan e incluso se supone que comen lo mismo que los humanos, tienen las mismas ideas religiosas (esa mención al creador del universo en la reunión del consejo de Marte) y resulta que en las ciudades subterráneas todos los marcianos respiran oxígeno, como los humanos. Y al igual que estos, con ánimo beligerante pues su intención es apoderarse de la Tierra porque el planeta Marte se está muriendo.

Solo se diferencian de los humanos en sus ropas (hasta el momento en que los mismos humanos se tienen que vestir como ellos). Me parece que el único avanze de 'Flight to Mars' es que las extraterrestres se visten todas con minifalda, moda que no se había inventado en la Tierra todavía.

No es de importancia que haya detalles científicos reales en una de ciencia ficción de esta época, alejada como estaba del "realismo" que se impondría años después en el género, pero ayudaría a la historia y subiría puntos, aunque ya es mucho pedir. Sí hay cosas acertadas como la imagen que se ve de la Tierra desde el espacio, aunque sin ese color azul característico del planeta azul, aunque esto ya no se si es por el tema del cinecolor. Seguramente no.

No obstante, resulta ser entretenida, con esas ropas de los marcianos que le dan un aire de serial espacial a lo Flash Gordon, por ejemplo, y los escenarios, la mayoría pintados, que aunque no son gran cosa, sirven para completar visualmente la idea de que estamos en Marte, y a decir verdad, no es nada aburrida que suele ser lo peor que puede pasar en estos casos.

El periodista, interpretado por Cameron Mitchell, saldría en 1954 en 'Gorilla at Large' y años después en algun episodio de la serie de televisión 'Night Gallery'.

Flight to Mars (1951). Director: Lesley Selander. Intérpretes: Marguerite Chapman (Alita), Cameron Mitchell (Steve Abbott), Arthur Franz (Dr. Jim Barker), Virginia Huston (Carol Stafford), John Litel (Dr. Lane), Morris Ankrum (Ikron). Duración aproximada: 72 minutos.


Creado el 27 febrero, 2011.

© Copyright 2001-2017 El castillo Vogelod - Pagina personal realizada sin ánimo de lucro - Todos los derechos reservados.