El castillo Vogelod

Cine de terror, ciencia ficción, fantasía y literatura fantástica

El vampiro en las artes

Introduccion

Lilith La leyenda de los vampiros ha estado siempre presente en todas las epocas historicas de la humanidad. Desde Persia, Babilonia y su entidad Lilitû (o Lilith), en China en el siglo VI a.C, en hindúes, polinesios, o aztecas. La mitologia griega encierra en su interior divinidades sanguinarias femeninas, como las empusas, las lamias o las estrigas, que chupan la sangre de sus victimas mientras duermen. El valor simbolico de la sangre llega incluso al cristianismo, con Cristo declarando el valor redentor de su preciosa sangre simbolizada por el vino, y el canibalismo al hacer de su cuerpo el pan. Un simbolismo que los primeros jerarcas de la Iglesia debieron de clarificar para evitar que se tomara al pie de la letra y evitar asi que se celebraran sacrificios humanos o canibalismos rituales.

Sin embargo, la sangre adquirio en el mundo cristiano medieval unos poderes sobrenaturales que la demonologia le devuelve. A lo largo de la edad media se producen rumores de difuntos cuyos cuerpos han sido hallados intactos en el exterior de las tumbas, leyendas como que los difuntos tienen el poder de provocar a distancia la muerte de los vivos, y diversas manifestaciones de muertos vivientes en casi toda Europa Occidental. Dejando a un lado que todo tiene su explicacion logica, que se sale de este tema, fue en el Siglo XVIII donde por fin se reune las tres caracteristicas de un vampiro:

1. Es un espectro corporeo y no un fantasma etereo ni un demonio.
2. Sale de noche de su tumba para chupar las sangre de los mortales para prolongar su existencia postuma.
3. Sus victimas se convierten en vampiros una vez muertas.

Los vampiros pues, han estado siempre ahi, formando parte del imaginario colectivo. Su figura empezo a perder fuerza al surgir las ideas positivistas del siglo de las Luces en Europa, y una vez superada la epoca de las grandes epidemias de la peste, la creencia en los vampiros sufre un inevitable declive. En la epoca moderna, su aparicion recobro mas fuerza a partir de la literatura, el teatro y el cine.

Vampiros de los románticos ingleses

En 1748, Ossenfelder le dedica al vampiro un breve poema que anuncia su resurreccion del vampiro a traves de la literatura.

Los romanticos ingleses de principios del siglo XIX mantuvieron un especial interes por lo sobrenatural, y fueron los culpables del retorno de la leyenda del vampiro, que parecia que ya se habia perdido en los anales de la historia. Sin embargo, era un vampirismo alegorico, que imitando los modelos alemanes de la primera generacion de romanticos anteriores, como la 'Leonore' de Bürger (1733) y la 'Novia de Corinto' de Goethe (1797), se personifica la muerte bajo los rasgos de un/una joven que regresa del mas alla y cuyos abrazos amorosos son mortales.

Inspirados en las leyendas de la antiguedad o en las baladas medievales, los vampiros de la epoca romantica, como Géraldine en 'Christabel' (1816) de Coleridge y 'La Bella sin piedad' (1818) y 'Lamia' (1820) de Keats, son representaciones de la mujer fatal. El hecho esencial no es que chupen o no la sangre de sus victimas, sino la muerte y el placer con el consentimiento de sus victimas, existiendo una relacion sadomasoquista entre vampiro y vampirizado, que perdurara hasta la literatura de nuestros dias.

El vampiro de Polidori

Polidori Los vampiros empezaron a conquistar al gran publico cuando dejo de ser exclusivo de la poesia y paso a la literatura en prosa. El principal artifice de esta conquista fue John William Polidori (1795-1821) y su obra 'El vampiro' (The vampyre) y su creacion el vampiro lord Ruthven. La idea surgio mientras Polidory, Lord Byron y Mary Shelley estaban en la ciudad Suiza de Ginebra. Surgio un juego donde cada uno debia de escribir la historia mas terrorifica que se le ocurriera. M. Shelley, como todos saben, creo su obra maestra 'Frankenstein'. Byron empezo la redaccion de una novela cuyo heroe, Darvell, es un vampiro, pero jamas la concluyo. Sin embargo, revelo la trama a Polidori, su secretario y medico personal.

Polidori detestaba a Byron. Acabo separandose del grupo y volvio a Inglaterra en 1817. En ese año comenzo a escribir su cuento 'El vampiro', inspirado en el relato inacabado de Byron, pero cambiando los nombres de los personajes. El vampiro Darwell se transforma en Lord Ruthven, un seductor cinico y depravado que curiosamente se parecia a Byron.

El cuento se publica en abril de 1819 en el New Monthly Magazine. El director de la revista atribuye la paternidad a Byron y Polidori renego de su autoria acorralado por las deudas. El cuento consiguio un gran triunfo popular y tuvo numerosas imitaciones, traducciones al frances, y la adaptacion al teatro bajo forma de melodrama realizada por Charles Nodier en 1820, y por Alejandro Dumas en 1852.

La obra teatral de Nodier tuvo una gran exito. Se represento en el teatro de la Porte Saint-Martin en 1820, y estrenado de nuevo en 1823, al tiempo que una multitud de melodramas, vodeviles y operas comicas se inspiraban en el tema. Alejandro Dumas, maravillado por la obra de Nodier escribe 'El vampiro' en cinco actos y fue interpretado en el teatro de l´Ambigu en 1852.

El cuento de Polidori dio a conocer al gran publico el vampiro, y ademas creo el modelo del vampiro aristocratico, dominante a la par que seductor.

En 1866, recogiendo el testigo de la mujer fatal representada por la imagen de vampiro, Baudelaire la convertira en una especie de ninfomana putrida en 'Las metamorfosis del vampiro'. En 1836, Teofilo Gautier creo a Clarimonda en la obra en prosa 'La muerta enamorada'.

Varney el vampiro

Varney el vampiro

Pero la moda del vampiro en el teatro y en la literatura popular empezo a perder importancia en la mayoria de los paises de Europa a partir de 1850, debido a su caracter repetitivo, textos escasos y calidad menor. Sin embargo, en la Inglaterra Victoriana seguia teniendo un publico fiel, debido al gusto cada vez mas marcado por el genero fantastico y de horror. La aficion por lo sobrenatural y lo macabro del publico britanico es ya casi una tradicion nacional, que se remonta a los origenes del pais. Las islas Britanicas siempre han sido una tierra de fantasmas donde las historias de miedo tienen gran calado.

En la materialista sociedad victoriana, donde los unicos valores que obtiene reconocimiento son el trabajo, el dinero y la religion, el genero fantastico se presenta como un maravilloso medio de evasion, y la literatura de historias de terror, donde se ridiculiza el orden de cosas y la moral establecida, se convierte en una especie de liberacion colectiva.

Esto lo demuestra el exito colectivo a partir de 1840 de las penny dreadfuls, unas revistas baratas que difunden bajo la forma de interminables folletines historias abominables, como 'Varney el vampiro', novela por entregas que aprecera como libro anonimo en 1857.

'Varney el vampiro' fue publicada por el editor Edward Lloyd. Es la novela mas extensa jamas escrita sobre este tema. Consta de 868 paginas y 220 capitulos. Su paternidad se ha atribuido a dos novelistas desconocidos: Thomas Preskett Prest y James Malcolm Rymer. Es el prototipo de las historias de vampiros, y deliberadamente se pone el acento en el horror y el terror. Novela picaresca repleta de situaciones imprevistas, el vampiro, Sir Francis Varney, despues de todo tipo de aventuras y de adoptar diversas identidades, cansado de su larga existencia, se lanzara al Vesubio.

Carmilla

En 1871, aparece 'Carmilla', de Joseph Sheridan Le Fanu que entronca con la tradicion del vampirismo y anuncia el 'Dracula' de Bram Stoker. La novela de Le Fanu se desarrolla en Estiria, tierra de vampiros. El personaje principal, la condesa Millarca von Karnstein (Carmilla), esta inspirada en la condesa Bathory. Carmilla solo elige a victimas de su propio sexo y se convierte en la encarnacion del mal absoluto desde la optica de la moral victoriana.

Dracula de Bram Stoker

Christopher Lee como Dracula Bram Stoker, aficionado de las historias fantasticas, habia leido los clasicos del vampirismo como 'El Vampiro' de Polidori, 'Varney el vampiro' y 'Carmilla' de Le Fanu, ademas de 'Misterioso extranjero', novela traducida del aleman y publicada anonimamente en 1860. Con el deseo de escribir una novela de vampiros, se documenta sobre el vampirismo y las leyendas de Transilvania, sobre todo con la lectura de 'The Land Beyond the Forest' de Emily Gerard.

Miembro de la orden esoterica de la Golden Dawn (el alba dorada) se inicia en el ocultismo y la magia negra. Su encuentro con Arminius Vambery, profesor de lenguas orientales en la universidad de Budapest, que conoce a la perfeccion la historia y el folclore de Europa central, fue determinante para la genesis de su novela. Stoker, tras oir las historias de Vambery sobre Vlad Tepes, decide incluirlo en la novela y adoptarlo como el heroe. Stoker paso tambien gran parte de su tiempo en la biblioteca del British Museum documentandose sobre vampirismo, historia, geografia, costumbres y folclore de Transilvania, lo que hace que la novela 'Dracula' sea el primer relato sobre un vampiro que respira autenticidad.

Sobre este ultimo punto, en la edicion de la novela 'Dracula' de Edaf, el profesor Ballesteros señala que "esta novela fija el mito especular del vampiro y lo dota de los rasgos de un arquetipo que hasta entonces evolucionaba en busca de una forma cabal de expresion".

La novela se publicó en 1897, pero el primer capitulo fue suprimido por Stoker. La viuda de Stoker lo publicaria en 1914 como una novela bajo el nombre de 'El invitado de Dracula', y donde aparecia un personaje femenino, la condesa Von Dolingen de Graz, inspirada en Carmilla. En la novela 'Dracula', el personaje del profesor Van Helsing esta claramente inspirado en el general Spielsdorf, tambien de 'Carmilla'.

Desde su aparicion, Dracula consiguio un exito incuestionable entre el publico. Toda la prensa britanica acogio la obra de manera muy favorable: la Pall Mall Gazette la considero "excelente"; el Daily Mail la comparo con obras maestras como 'Cumbres Borrascosas' de Emily Brontë y 'La caida de la casa Usher' de Edgar Allan Poe. Aunque tuvo una buena acogida, jamas tuvo en vida del autor el exito que actualmente tiene. Dracula fue menos popular que Sherlock Holmes, y Bram Stoker nunca tuvo un reconocimiento comparable al de Conan Doyle que recibia cientos de cartas de su lectores.

Seria el teatro, y posteriormente el cine, lo que permitieron que la novela alcanzara el status de leyenda. Hay una excepcion a todo esto: la version teatral de 'Dracula' escrita por Bram Stoker, que se represento en el Lyceum Theatre en 1897, poco despues de ser publicada la novela. Stoker era el regidor del teatro, dirigido por el actor Henry Irving (1838-1905), de reconocida fama en la epoca. La version teatral de Stoker solo se represento una vez en el Lyceum pues aburrio a Irving que la califico de "espantosa".

Existen distintas teorias que afirman que en realidad, el personaje de Dracula estaba inspirado en Henry Irving. Por mencionar solamente una, en la obra biografica 'Bram Stoker, principe de las Tinieblas' escrita por Alain Pozzuoli, este afirma que "el señor del castillo de los Carpatos recuerda en muchos aspectos al que reina en el Lyceum Theatre. En efecto, Irving tenia una reputacion de hombre tremendamente exigente, tiranico, egoista. No vivia mas que para el teatro y ejercia, sin duda alguna, una especie de "vampirismo psicologico" sobre la persona de Stoker".

El vampiro en el cine y el teatro

En 1921, el cine realizo la primera version cinematografica de la novela de Stoker. Fue en la pelicula hungara 'La muerte de Dracula' (1) aunque el argumento era muy diferente del de la novela. Dracula era profesor de musica que se vuelve loco y persigue a los pacientes de un manicomio. La pelicula esta perdida, y su historia recuerda mas al Fantasma de la Opera que a Dracula, aunque la idea del monstruo con colmillos y capa esta presente.

En 1922, se realizo 'Nosferatu el vampiro', de F. W. Murnau, una version libre donde Dracula se llamaba Orlock y que aun hoy en dia se constituye en una obra maestra del expresionismo aleman, pues sigue siendo terrorifica. El aspecto del conde Orlock era muy distinto al de Dracula: rostro de rata, colmilos afilados, uñas largas y estaba muy lejos de ser el caballero que la novela describia. Aun asi, el desarrollo seguia la novela de Stoker, lo que motivo que su viuda denunciara a Prana Film, la compañia que creo 'Nosferatu el vampiro' por infringir los derechos de autor de la novela.

Hamilton Deane como Dracula En 1924 surgio la primera adaptacion autorizada de 'Dracula' para el teatro, en Derby (Inglaterra). Fue creada basandose en el teatro popular por el actor ingles Hamilton Deane para su compañia ambulante. Deane fue el creador de la moderna imagen de Dracula: el traje de etiqueta y la capa negra. Dracula lo interpretaron varios actores, como Raymond Huntley que le dio vida miles de veces, y W.E.Holloway el mas cercano a la imagen que se recuerda actualmente. En junio de 1927 se volvio a representar en Londres. Su exito es tan grande que llama la atencion al otro lado del Atlantico, en Broadway. En los años 20, los unicos vampiros que el publico americano conocia eran vampiresas como Theda Bara.

El productor norteamericano Horace Liveright contrato al dramaturgo John Balderston para que reescribiera el guion de la obra y lo adaptara al lenguaje americano. Para Dracula, se penso en un extranjero exotico, con sexappeal y misterio. Al no tener dinero para contratar a ningun actor famoso, eligieron a un desconocido actor hungaro: Bela Lugosi.

Bela lugosi adopto el traje de etiqueta y la capa negra que ya habia creado Hamilton Deane para Dracula en su obra teatral. Lugosi le dio mayor relieve y consistencia necesaria al personaje de Dracula, que junto al aspecto elegante, añadio el acento extranjero (por otra parte inevitable en Lugosi) y su pose fria y distante, que impuso la imagen de Dracula en todo el mundo, haciendolo salir de la minoria para alcanzar dimensiones universales... La productora Universal rodaria su version cinematografica en 1931 basada en la obra teatral, dirigida por Tod Browning y repitiendo papel Bela Lugosi como Dracula.

El exito de la pelicula de la Universal ensombrecio una obra maestra de la historia del cine, como fue 'Vampyr' (1932), del danes Carl Theodor Dreyer, adaptacion libre de la novela 'Carmilla'.

Segun Jean Marigny comenta en su obra 'El despertar de los vampiros', obra base para realizar este articulo, "para el gran publico norteamericano, Dracula, mas aun que el resto de los monstruos del cine, condensaba en su persona todo el odio y la angustia provocada por la crisis economica de 1929, que arruino a millones de personas. Era la representacion emblematica del extranjero odiado a quien se responsabilizaba de todos los males de la sociedad. El acento hungaro de Bela Lugosi, su palidez y su sonrisa malsana contribuyeron a reforzar esta identificacion". (2)

Sigue diciendo Jean Marigny: "El cine en Estados Unidos, hasta finales de la Segunda Guerra Mundial, inspiro una abundante literatura popular donde Dracula y sus semejantes, de nombres eslavos o germanicos, encarnaron respectivamente, en el subconsciente colectivo, a bolcheviques y nazis, lo que culmino con una extraordinaria deformacion del mito original." Esto ultimo se ve claramente en la tercera pelicula que sobre la figura de Dracula realizo la Universal 'El hijo de Dracula' donde Dracula, encarnado por Lon Chaney, personificaba ese peligro extranjero, con la maldad que llevaba consigo a las tranquilas y remansas tierras de Louisiana.

El mito moderno de Dracula nace pues en Hollywood en 1931, y permanecera en America hasta 1958. En los años cincuenta, la cultura popular americana se introduce en todos los paises excepto en los del bloque comunista. La extension por el mundo del mito de Dracula, que formaba parte de la american way of life, hace que en Italia, España, Mexico e incluso Filipinas se rueden diversos filmes de vampiros. En 1958, Hammer Films le cambia la cara a Dracula.

Dirigida por Terence Fisher, se rodo la primera pelicula en color que adaptaba la novela de Bram Stoker. Dracula, personificado por Christopher Lee, sigue manteniendo la imagen elegante y aristocratica del clasico vampiro de Lugosi, pero aportando un lado mas salvaje y bestial, y mostrando libremente un par de colmillos llenos de sangre. La sangre se convierte en protagonista de los films de la Hammer ya desde el comienzo de 'Dracula', con ese goteo, seria mejor decir, chorreo sangriento sobre el ataud del rey de los vampiros.

Aun a pesar de tomarse bastantes libertades respecto a la historia original de Stoker, como suele ser habitual, el Dracula de Christopher Lee guarda un mayor parecido que Lugosi con el personaje descrito por Stoker: un hombre alto, de pobladas cejas, nariz aguileña, autoritario y violento.

Nosferatu de Werner Herzog En 1979 surge 'Nosferatu' de Werner Herzog que es una especie de retorno a los origenes ya que el actor principal, Klaus Kinski, retorna a la caracterizacion de Max Schreck en la original 'Nosferatu el vampiro' de 1922 dirigida por F. W. Murnau: craneo afeitado, orejas puntiagudas, grandes colmillos y rostro de rata.

En ese mismo año se realizo 'Dracula' de John Badham, nueva version de la Universal de su pelicula 'Dracula' de 1931, y al igual que la de Bela Lugosi adaptada de una obra de teatro de Broadway. El conde Dracula es encarnado por Frank Langella, que aparece como un joven y seductor vampiro. Idea del vampiro seductor que ya se apunto claramente en otra version de la Universal, la nombrada 'El hijo de Dracula' donde Lon Chaney conquistaba el corazon (y la vida) de la joven Katherine. En cierto momento de otra obra de la Universal, 'La mansion de Dracula', John Carradine que daba vida a Dracula, intenta conquistar a la enfermera Melissa. Sin embargo, esta actitud de Dracula-Carradine entronca mas con el verdadero caracter del conde Dracula. No pretende compartir amor, una vida en comun, como se mostraba en 'El hijo de Dracula', sino poseer una vida actuando de forma distante y poseyendo la personalidad de la joven enfermera. Es una caracteristica esencial de Dracula: posee, no comparte.

Sin embargo, la idea del vampiro seductor ha tenido mas adeptos, como demostraria Francis Ford Coppola en 'Dracula de Bram Stoker' (1992), que a pesar del titulo, no era fiel con la novela de Bram Stoker, pues quitando la estupenda ambientacion y algunos detalles, no tenia mucho que ver, ni en el aspecto del conde ni en sus actitudes. Se mostraba al conde, al igual que la de Badham, o la de Lon Chaney, como un joven seductor y enamoradizo, con todos los males que eso conlleva de desvirtuar la novela original, que va por otros lados.

Actores que han interpretado a Dracula y sin animo de ser exhaustivos, aparte de los mencionados en este articulo, tenemos a Jack Palance en 'Dracula' (1973), un curioso papel para el cara de gato; William Marshall, actor negro que dio vida al Dracula negro en 'Blacula' (1972), que surgio en la epoca del black power negro, o David Niven en 'Vampira' de 1974.

Tenemos vampiros violentos, vampiros originales y diferentes como los de 'El ansia', parodias como la interpretada por Christopher Lee en 'Dracula, padre e hijos' o el Dracula de Leslie Nielsen en 'Dracula, un muerto muy contento y feliz' e incluso vampiros protagonitas de comics.

Comics

La tumba de DraculaSegun Denis Gifford, el primer comic que se publico fue 'The Human Bat' publicado en la revista inglesa 'Ilustrated Chip' en 1899. Pero no fue hasta 1966 cuando Dracula comienza a sonar con fuerza al convertirlo la Dell americana en un superheroe. Los E.C.Comics de los años cincuenta contenian abundantes historias de vampiros con personajes que seguian exactamente el personaje descrito por Bram Stoker, aunque no se citaba el nombre para evitar el pago de derechos de autor, entonces todavia vigentes.

Caducados esos derechos, surgen numerosas historias con participacion directa del Conde Dracula, que aparece en las revistas Warren (Creepy, Eerio y Vampirella) durante toda la decada de los 70, ilustradas por Reed Crandall, Neal Adams, Pepe Gonzalez o Eugene Colan entre otros autores. En 1974, Stan Lee crearia para la Marvel Comics la revista 'Dracula Lives' donde se siguio con mayor fidelidad la novela de Stoker, con Dick Giordano como dibujante.

La obra mas ambiciosa y fiel fue la creada por el artista barcelones Fernando Fernandez en 1982, bajo el titulo de 'Dracula'. Con 88 paginas a todo color, pintadas al oleo a un tamaño mayor del habitual, fue editada en libro en 1984 y publicada en casi todos los paises occidentales.

Mencion especial para 'Vampirella', creacion de Forrest J. Ackerman, donde la sangre es sustituida por un producto sintetizado; o el comic 'La tumba de Dracula' de ediciones Vertice.

Gracias al cine, la literatura, la television y los comics se ha perpetuado el mito del vampiro tal y como nos lo lego Bram Stoker, aunque mudando de significado en funcion de las circunstancias y de la evolucion de la mentalidad.


Notas:

(1) Años mas tarde, Tod Browning rodaria la primera pelicula de Hollywood sobre un vampiro: 'La casa del horror' (London After Midnight, 1927) protagonizada por Lon Chaney. Y al igual que la version hungara, pelicula perdida.

(2) He decidido remarcar ese parrafo como de Jean Marigny por el hecho de que no estoy completamente de acuerdo con esa aseveracion. No estoy muy convencido de que en esa epoca tan temprana ese "peligro extranjero" fuera una idea tan clara para la sociedad norteamericana, sino el simple hecho de olvidar los problemas de la gran depresion y evadirse viendo peliculas de terror para olvidar y sentir otro tipo de miedo, un miedo ficticio. En cambio, esa idea del "peligro extranjero" si fue real posteriormente, y por ello, suscribo su segunda mencion en el parrafo siguiente, sin duda.


Bibliografia de apoyo:
El despertar de los vampiros - Jean Marigny
Frankenstein o el moderno prometeo - Mary Shelley
Dracula, un mito inagotable - Creepy, segunda epoca
Bram Stoker, principe de las tinieblas - Alain Pozzuoli
Dracula-Bram Stoker - Edicion Edaf - 2002


Creado el 29 noviembre, 2010.

© Copyright 2001-2017 El castillo Vogelod - Pagina personal realizada sin ánimo de lucro - Todos los derechos reservados.